Archive

Legumbre

Una de las soluciones al calor es comer frío. Las ensaladas de legumbres sacian el hambre, nos aportan proteínas, resultan económicas y nos ahorran trabajo. Las posibilidades son multiples y no permiten aburrirse. La foto es de Simple Provisions en Flickr. Allí encontraréis fotos preciosas no solo de comida…

La receta de hoy es simple para aburrir, pero no por ello menos sabrosa o nutritiva.

Chickpea, Feta and Parsley Salad #delicious  #Amazing  #healthy_food  #health #food  #diet  #fresh  #HealthyFood  #recipe  #salad #tasty  #colorful

INGREDIENTES:

300 grs de garbanzos cocidos, escurridos y fríos

1 ramillete de perejil lavado y picado

1/2 tarrina de feta u otro queso cremoso que os guste

aceite de oliva

zumo de limón o vinagre de manzana no pasteurizado

sal marina

Mezclar los ingredientes en un bol, aliñar y dejar en la nevera hasta su consumo.

Hoy una receta con pescado para variar un poco. Mezclando además alubias y judías verdes. Muy rica, diferente, nutritiva y lígera. La receta la publicó el pasado verano Megan en su blog Country Cleaver.

Fresh Green Bean and Salmon Salad

INGREDIENTES:

1/4 k de alubias arrocinas cocidas, escurridas y frías

1/4 K de judías verdes cocidas

1 filete de salmón a la plancha

1/2 cebolleta en juliana

cilantro o perejil picado

sal y pimienta

aceite de oliva virgen extra

vinagre de sidra no pasteurizado

Mezclar los ingredientes en un bol, aliñar y servir.

Encontramos esta receta la primavera pasada, en el blog Foxeslevelemons (del que tomamos también la foto) y esperamos a tener el bulgur de espelta para probarla. Es un plato diferente, nutritivo y vegetal que sienta muy bien y llena. La combinación de las verduras y hierbas frescas con el garbanzo y el sésamo es sublime. Os recomiendo servirlo acompañado de tiernas zanahorias raspadas y cortadas en bastones además del pan de pita. Es como comer pipas… empiezas y no puedes parar…

Tabbouleh Hummus: a big bowl of fresh, healthy Mediterranean dip | foxeslovelemons.com

INGREDIENTES:

Tabouleh

1/4 taza de bulgur de espelta

1 diente de ajo picado

3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra. A mi en este caso me gusta con aceite de empeltre de sabor fuerte.

2 cucharadas de zumo de limón

1 pizca de sal

1 tomate picado

1/2 pepino picado

2 cucharadas de perejil o cilantro picado

2 cucharadas de menta picada

Hummus

1/4 k garbanzos remojados y cocidos

1/3 vaso de caldo de garbanzos o agua

2 dientes de ajo picados

zumo de 1/2 limón

1/4 taza de tahini

2 cucharadas de aceite de oliva virgen

1 pizca de comino

sal

Los que preparáis habituamente bulgur y hummus viendo los ingredientes ya sabéis como funciona el plato. Para los primerizos comenzaremos con el tabouleh.

Mezclamos el bulgur con el aceite de oliva, el zumo de limón, el tomate y el pepino cortados pequeñitos, mezclamos bien en un bol y guardamos en la nevera tapado con papel film hasta el día siguiente.

El hummus es tan sencillo como procesar en la batidora todos los ingredientes (a excepción de la mitad del aceite) hasta conseguir una pasta homogenea. Cubrir con aceite de oliva restante para conservarlo en la nevera varios días bien cerrado. Un toque diferente se consigue espolvoreado con pimentón.

Para servir: mezclar el tabouleh con el hummus y servir en una fuente honda. Decorar con las hierbas frescas cortadas.

 

Ya se, ya se que casi toda o toda la cebada que consumimos está procesada hasta haber sido convertida en alguna que otra cervecita, pero la versión de masticar es super rica. Es digestiva y buena para la vesícula… O al menos eso dicen. Más allá de la broma la cebada es un cereal a incorporar a nuestra rutina. Identificada como comida de animales hemos perdido multitud de recetas que antes se consumían en el país. Ya os conté como preparar un agua de cebada muy común hace bastantes años y muy de moda con la incorporación de las bebidas vegetales a nuestras rutinas de alimentación. Hoy tocan lentejas con cebada, en la que podéis incorporar desde un poco de cebada a un tanto por tanto. Por ir acostumbrando al paladar a su sabor. La cebada, al ser cereal complementa nutricionalmente las legumbres, y le dará un toque al plato que no esperáis.

Barley and Lentil Soup  2 small onions, diced  1 carrot, sliced  1 celery rib, sliced  2 cloves garlic, crushed  2 tbsp salted herbs  1 tsp cumin  black pepper to taste  ½ cup barley  ½ cup du Puy lentils  5 cups water  1 cup V8  2 fresh tomatoes, peeled and diced  1 cup broccoli florets  ¼ cup flat parsley, chopped

INGREDIENTES:

1 vaso de lentejas dupuy remojadas al menos 3 horas

1 vaso de cebada remojada 12 horas

2 cebolletas picadas

1 zanahoria picada

2 dientes de ajo picados

2 tomates pelados picados,

ramilletes de 1/2 brocoli pequeño

perejil picado

1/2 cucharadita de comino

1/2 cucharadita de pimienta

Ponemos la cacerola con la cebada y el agua a hervir a fuego fuerte hasta que rompa el hervor y mantenemos a fuego medio alto alrededor de 1 hora. Añadimos las lentejas y dejamos cocer unos 10 minutos. No os he mencionado el comino. Ayuda a eliminar los gases que produce la digestión de las legumbres, si os gusta lo podéis incorporar tanto en el agua de remojo como al principio de la cocción.En una sartén pochamos las verduras ligeramente y las añadimos a la cazuela. Las incorporamos a la cazuela, salpimentamos al gusto y regamos con 1 hilo de aceite de oliva. Corregimos de sal antes de terminar la cocción.

Hoy una receta super sabrosa y digestiva para los días que nos apetece tomar algo calentito pero ligero. Ya os he contado que las legumbres se pueden preparar con las verduras en crudo desde el principio o añadir el sofrito al final de la cocción. Hoy la receta la realizamos con la primera opción. Sabrosa y reconfortante, ideal para un día largo y para disfrutar de la cuchara hasta que vuelva el otoño. Además podréis utilizar todas las verduras que tenéis en la nevera modificando la receta. Queda siempre estupenda…

Mediterranean Kale, Cannellini and Farro Stew Recipe ~ delicious and ncredibly filling.

Foto: Pinterest

INGREDIENTES:

1 taza de alubia arrocina remojada 12 horas

1/2 taza de espelta en grano lavada y remojada 12 horas

1 litro de caldo vegetal

cantidad necesaria de agua mineral o filtrada

1/2 vaso de perejil picado

1 tallo de apio picado

1/2 cebolla picada

1 tomate pelado y picado

2 zanahorias picadas

2 hojas de acelga

1/2 calabacin picado

1 pimiento picado

1 chorro de aceite de oliva virgen extra

sal y pimienta.

Una vez picadas todas las verduras introducimos los ingredientes en la cazuela (convencional o a presión): alubias, espelta y las verduras en crudo. Añadimos el caldo de verduras y agua suficiente para que sobrepasen 4 dedos de líquido sobre las verduras. Incorporar la sal y la pimienta 5 minutos antes de finalizar la cocción. Si utilizas cazuela convencional llevar a hervor y asustar 3 veces antes de bajar el fuego y dejar cocer suavemente alrededor de hora y media. Si utilizas la olla a presión, salpimenta, cierra y sigue las instrucciones del fabricante. Corregir de sal y servir calentito.

Imagino que todos aprovechamos para preparar varias cosas en el horno cada vez que lo encendemos. Yo suelo asar verduras: calabacín, pimientos, tomates, cebollas, berenjena… que luego utilizo como acompañamiento para el plato principal los días que tenemos frío y no apetece la ensalada.  Cuando encontré esta foto en Pinterest pensé es muy parecida a la que preparamos en casa!!! no se me había ocurrido colgarla en el blog. Pero mira por donde… es apañadísima porque mientras preparas la polenta se calientan las verduras en otra sartén. Lo de los garbanzos es una mezcla estupenda. Y con algo de queso de cabra fuertecito está estupenda. Ya veis que es una receta de aprovechamiento y se modifica y prepara en un momento.

Curry Grilled Vegetables with Chickpeas and Creamy Polenta - 14 Best Grilled Vegetable Recipes | GleamItUp

Foto: www.gleamitup.com

INGREDIENTES:

1/2 litro de caldo de verduras ligero

3 cucharadas de polenta

1 cucharada de aceite de oliva virgen

sal

verduras asadas previamente al gusto

1/2 garbanzos previamente cocidos o sobrados de preparar un caldo

1 trozo de queso de cabra nosotros usamos el Río Vero de Radiquero

perejil picado

Calentar el aceite en la sartén, Verter la polenta y mezclar ligeramente. Añadir el caldo y moviendo regularmente dejar hervir al menos 15 minutos. Salar ligeramente.

Mientras calentar las verduras asadas junto a los garbanzos y picar el queso en trozos no muy grandes.

Servir la polenta con las verduras y garbanzos por encima y decorar con el queso y el perejíl

 

ALUBIA ARROCINA Muy mantecosa y digestiva, con sabor delicado y piel muy suave es ideal para ensaladas, mariscos y guarniciones.

ALUBIA OCHAVADA  De gran calidad, ideal para los platos tradicionales de la cocina castellana por su textura cremosa y la integridad de sus granos una vez cocida.

ALUBIA RIÑÓN De textura mantecosa y suave se adapta a los guisos tradicionales con carnes o verduras.

JUDIÓN DE LA GRANJA Tiernas, finas y de sabor delicado ideales para cocidos y potajes. Con almejas deliciosas.

ALUBIA DE FABADA De piel casi inapreciable y textura cremosa, es una de las alubias con mejores contenidos en proteínas, hidratos, fibra y hierro. Ideal para fabada y alta gastronomía.

GARROFÓN De textura cremosa y piel fina, con unas excepcionales cualidades de cocción es la mejor alubia para la paella valenciana. Con verduras buenísima.

ALUBIA NEGRITA FRIJOL De color negro mate y fácil cocción es ideal para verduras. Al cocer hace caldo oscuro y de sabor intenso.

ALUBIA PINTA Muy mantecosa, piel lisa y alto contenido en hierro. Dan caldo oscuro, muy sabroso e intenso.

ALUBIA CANELA Mantecosas y de sabor suave. Textura ideal y piel inapreciable tras su rápida cocción. Da un caldo muy cremosos y son muy ricas con verduras y setas.

ALUBIA CARILLA Ideales para ensaladas, guarniciones y verduras.

ALUBIA TOLOSANA O PALMEÑA Hace un caldo muy sabroso y espeso. Se utiliza para sustituir la de Tolosa.

ALUBIA DE TOLOSA  Una de las más completas a nivel nutricional y de ls más apreciadas por su suavidad y el gusto de su caldo cremoso.

CAPARRÓN RIOJANO De grano morado y gusto diferente al de las demás alubias.

ALUBIA VERDINA  De grano plano, piel fina y color verdoso su grano nunca se deshace. Textura muy mantecosa y untuosa. Absorbe un 100% de agua por lo que su remojo de al menos 12 horas es esencial. Ideal para mariscos y pescados.

BOLICHE DEL PILAR O DE LA VIRGEN De consumo mayoritario en Aragón. Mantecosa y sabrosa. Para guisos tradicionales.

ALUBIA MORADA Muy suave de sabor una de sus caracteristicas es que va perdiendo su color con el remojo. Ideal con verduras.

GARBANZO PEDROSILLANO Muy mantecoso y de sabor intenso, no se despelleja. Absorbe mucha agua. Ideal como guarnición o frito.

GARBANZO FUENTESAUCO Muy mantecoso y de piel muy blanda. Ideal para cocido.

GARBANZO GORDO Ideal para platos de invierno: guisos, cocidos, ensaladas frías o verduras. Muy ricos en nutrientes.

GARBANZO BLANCO LECHOSO Ideal para guisos y cocidos, ensaladas frías o platos con verduras. De gran valor nutritivo, es el que se usa en Galicia para los garbanzos con callos.

LENTEJA DE SALAMANCA O ARMUÑA La rubia castellana es de piel muy fina y sabor suave. Cuece muy bien en todas las aguas, su caldo es claro y son muy ricas con verduras o embutidos.

LENTEJA PARDINA Ricas en hierro y fósforo son muy ricas con pastas, ensaladas o platos tradicionales.

LENTEJA DUPUY O DE PUY La lenteja con mayor concentración de minerales. Muy sabrosa. No se despelleja. Absorbe bastante agua. Muy indicada para todo tipo de platos.

LENTEJA PELADA Muy digestiva ya que se le ha eliminado el pellejo. Muy indicada para niños pequeños y personas con problemas digestivos. Ideal para cremas. Os recomiendo encarecidamente probarlas en sopas con quinua, mijo, boul gour… y verduras.

LENTEJA BELUGA La de mayor concertración de proteínas. Estupenda cocida con puerro y patata y un hilo de aceite de oliva. Sabrosa. Pruebala en ensaladas y con pescados. Un chorrito de vinagre de Modena potencia su sabor.